5 Tips para empezar a ahorrar

¡ Hola a tod@s ! Como supongo, y espero suponer bien… a todos nos gusta ahorrar para tener un fondo de seguridad, o incluso para invertir para poder alcanzar la libertad financiera.

Por eso, vamos a ver hoy unos cuantos trucos para empezar a ahorrar o incluso aumentar la cantidad ahorrada mensualmente.

1. Págate primero a ti mismo

Este tip es el más común de los consejos en este aspecto, pero es la gran verdad y el pilar fundamental del ahorro.

Como se comenta en varios libros, entre ellos Padre rico, Padre Pobre de Robert Kiyosaki, el primer paso que tenemos que hacer es pagarnos a nosotros mismos lo que queremos ahorrar, y a partir de ahí adoptar nuestros gastos a lo que nos queda, no al revés. Es decir:

Ingresos – AHORRO = Gastos

Y no…

Ingresos – GASTOS = Ahorro.

Este es un error muy común, por lo que siempre tendemos a gastar más de lo necesario, y por ende, nuestros ahorros disminuyen considerablemente. Puedes llegar ahorrar entre un 10-15% más de tus ingresos, y así aumentar tu fondo de emergencia o incluso tus inversiones.

2. Revisa tus gastos

Algo que a mi me ha servido mucho, ha sido revisar los gastos mensuales.

Es una tarea tediosa, porque tienes que anotar y controlar TODOS los gastos que tienes a lo largo del mes, pero es la más efectiva de ver dónde se te van los ingresos.

Quizá te das cuenta de que gastas mucho en café fuera de casa, o que quizá cenas mucho fuera, o pides comida por pereza… Localizar dónde tienes esas pequeñas fugas de dinero, pueden suponer un gran ahorro.

Pongamos un ejemplo:

Todos los días tomas un café en el bar para desayunar:

El café del bar cuesta 1€ mientras que en casa podría costarte 0,40€ si fuera de Nespresso (Incluso más barato si lo hicieses de cafetera). Por lo que todos los días, tienes un gasto extra de 0,60€, que al mes suponen 18€ y al año 216€ !! Nada mal ee… y así, revisando se puede llegar a un ahorro considerable con los llamados gastos hormiga.

3. Adjudica una cantidad de dinero

Una vez localizados y controlados los gastos mensuales, adjudícales una cantidad, y cíñete a ella.

Por ejemplo, si sabes que tienes unos gastos fijos de 400€ aproximadamente, entre peluquería, ropa… lo que quieras añadir, separa esos 400€, para así, gastarte únicamente esa cantidad de dinero, y no poder exceder tontamente esa cantidad, o en cosas innecesarias…

Debes adjudicar una cantidad de dinero a gastos fijos, gastos variables, caprichos… como lo quieras repartir, y luego ajústate a ello.

4. Piénsatelo dos veces

Cuando vayas a adquirir un artículo, párate a pensar si lo necesitas, no te muevas por los impulsos consumistas que mueven el mundo y la sociedad de hoy en día.

Si puedes esperar a comprarlo, aplázalo varios días, y si con el paso de ese tiempo lo sigues queriendo o necesitando, cómpralo, sino, no.

Hoy en día todo se basa en el consumismo, y se fomenta a ello, por lo que siempre nos incitan a gastar, gastar, gastar… Hay que tenerlo claro y meditarlo muy mucho antes de comprar cualquier artículo.

5. Fija objetivos

Por último, algo muy importante que a mi me ayuda a ahorrar, es marcarse unos objetivos, el fin del ahorro.

Si no sabes para qué estas ahorrando, nunca vas a ahorrar, en cambio, si tienes claro por lo que lo haces, si por el colchón de seguridad, tus inversiones… incluso mirando más allá, por la tan esperada libertad financiera, es más factible el ahorro, y sobretodo, más llevadero.

Esto es todo por hoy, espero que os haya ayudado, y si utilizáis algún otro truco, o podéis aportar algún consejo, todos son bienvenidos.

Muchas gracias, y vamos a por ello !

Un saludo,

T.N.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *